Actos en el teatro de la vida

Acto I (Búsqueda)

Ella llega vestida de blanco, algo
transparente y bizantino sólo para
verla me imagino agitando cada
una de las estrellas.
El nacimiento de las horas suele
ser un crepitar de silencios bordeando
cada hilo de plata, su vacío es
perceptible en cada vestimenta roja que
implosiona desde su cauce
– erupción de segmentos-
Se volatiliza la sensación.
Cada párpado se baña en una noche
de espuma como si esperar fuera la
nada y su todo en su vestimenta
de niebla.
Siguen las cavernas siendo gritos
en medio de un reflejo que se fragmenta
condensando cada resto de estos
huesos calcinados.
Y heme aquí hecha cenizas lapidando
lo que alguna vez llamé destierro,
caótico reencuentro…


Acto II (Introducción)

_______________Llega ella abrigada con un
_______________cielo de fuego y sólo la veo
_______________cruzando abismos.

Quedan las rodillas destrozadas de
tanta plegaria enjuiciando miedos para
eximirme de este castigo de sed.
Las siluetas quedan desvencijadas
a la espalda de la noche que intenta
callada bordearme en esta fe sin dios,
en este santo sin nombre;


trato de mirarla, es bella,
pálida y ya su sed se sacia en
el vértigo de nuestra ausencia;
suele decirme: has que tu centro
de gravedad falle y
……c
………..a
……..………e
exigua de miradas.

Ella me presta su cielo de fuego y yo me segmento
tratando de usurparme en el silencio, mientras el eco
hace combustión de santidad.
Su nombre ya no es nombre en esta tempestad hecha frío,
buscaba quemarse en la hoguera de sus pies,
amamantando sueños de la nada. Llegaba con su cara de angustia
viajando hacia los confines de la ausencia, derrame amniótico de
su nacimiento vencido.
Y heme aquí hecha virgen esperando
un atajo nupcial en cada una de mis
oberturas…

6 Reflejos:

Annabel M. Z. dijo...

...rato de mirarla, es bella,
pálida y ya su sed se sacia en
el vértigo de nuestra ausencia;
suele decirme: has que tu centro
de gravedad falle y
……c
………..a
……..………e
exigua de miradas

Es precioso, Rosmery... y cuando dices "heme aquí hecha virgen..." es sublime. (Y yo nunca miento).

Al pie de mi silencio dijo...

Rosmery:

Acabo de leer este precioso poema, escrito con tanta elegancia y sensibilidad que ha sido un verdadero gusto para los sentidos.
Aplausos.

Un abrazo.

Antonio

-Anna- dijo...

Ayyy nena! A pesar de que yo no tengo dios, ni fe, ni santos, ni nombre. Que todos ellos, más allá de mi imaginación te amparen esa pluma de diosa que tenés.

Estos actos no son parte del teatro de la vida, son la vida misma.

Tenía yo que venir a mojarme los pies en estas orillas, era necesario, definitivamente necesario.

Te mando un abrazo gigante!

La quiero mucho mi dama azul.

Rosmery dijo...

Agradecida siempre contigo Annabel.
Un beso.

Rosmery dijo...

Antonio mil gracias por tus conmovedoras palabras.
Un abrazo.

Rosmery dijo...

Qué decirte a ti mi bella dama púrpura si no me caben los dedos en el teclado para escribirte todo mi agradecimiento, gracias, gracias, y sabes que el sentimiento es mutuo.
Besoooteeesss.